Obviamente, sí. Las vacunas salvan vidas. Lo sabemos todos. ¿No?

Bueno. Basta darnos una vuelta por las redes sociales o por las búsquedas de Google para confirmar, una vez más, que no todos pensamos igual, y que lo evidente no es siempre compartido.

Llevamos muchos años y muchas campañas a favor de la vacunación (#VacunasSí, #LasVacunasFuncionan) asistiendo a una lucha diaria contra los bulos en Salud. Las Fake News se propagan antes que la evidencia científica porque esta segunda dista de ser tan llamativa y tan conveniente para ciertos discursos.

“Que se la ponga otro”, “Yo hasta que pase un tiempo, no me la voy a poner”, “No puede ser segura en tan poco tiempo”. Palabra de Twitter, o de cola de supermercado. Seguro que tú también tienes en el recuerdo alguna frase parecida, ¿verdad?

La semilla de la desconfianza está ahí. El coronavirus da miedo, pero la vacuna también.

Tengo una buena noticia.

La mejor medicina contra el miedo es el conocimiento. El conocimiento es la vacuna contra la desinformación. La transmisión del conocimiento está en manos de los comunicadores.

Y ahora, la mala.

La vacuna puede que llegue pronto. Pero la comunicación healthcare ante la COVID-19 y su vacuna ha llegado tarde.

Con permiso de Gorka Orive, Profesor Asociado de Farmacia en el País Vasco, cuyo tweet no quería olvidar citar en este artículo:

La comunicación sobre la vacuna del coronavirus necesita que se sienten unas bases, unos cimientos firmes y fuertes, sobre qué se va a decir y cómo.

El brief está en la mesa de los comunicadores desde hace tiempo. Tenemos los insights, los frenos, las campañas pasadas y el estudio de la competencia (los bulos). Sabemos qué debe decir el mensaje. Que debe ser empático y cercano, pero sin olvidar la evidencia científica. Un eduteinment puede estar bien: educativo, pero entretenido. Con storytelling en transmedia. Venga.

La Ciencia es tendencia. Estamos en el mejor momento de comunicación y el estudio del escenario nos dice que es ahora o nunca.

Pero falta un emisor. ¿Quién va a liderar el discurso?

Y ahí es donde todo el castillo en el aire se cae.

¿Quién va a ser? ¿Las empresas farmacéuticas? ¿Los gobiernos? ¿Los profesionales sanitarios? ¿Los periodistas?

Tenemos los medios. Tenemos los recursos. La imaginación, la creatividad, la inventiva.
Todo está de nuestra parte.

Pero necesitamos líderes. Líderes en Salud. Cohesión entre diferentes emisores para generar un discurso armónico sin fisuras ni infoxicación. No podemos dejar un resquicio por donde se cuelen las raíces del “es mentira”. Empoderemos al conocimiento científico. Démosle alas para llegar allá donde tengamos que informar (no convencer) del poder de las vacunas, una vez más. También para la COVID-19. Sí, en un tiempo récord. Sí, con su evidencia científica. Con un lenguaje adaptado a cada población, en sus canales, segmentando estratégicamente. Se puede hacer.

Pero necesitamos líderes, insisto. Ahí afuera hay todo un mercado escuchando a quien está liderando ahora mismo el discurso, que no es otro que la desinformación.

Nosotros estamos aquí. Sabemos de divulgación científica, awareness, estrategias, digital, tendencias, planificación, canales, disrupción, know-how, timings y un largo etcétera de palabras técnicas de Publicidad y Marketing.

Ahora, este es el reto de comunicación en Salud. Mañana habrá otros, y seguiremos aquí. En Salud siempre ganará el conocimiento evidenciado, y ese conocimiento hará ganar a quien tenga la valentía de liderar su discurso.

Persona delante de esta pantalla, lector o lectora de Talento EPHOS. Si eres uno de sus afortunados estudiantes, serás uno de esos líderes. Puede que no ahora, con la vacuna de la COVID-19 que he utilizado en este artículo como ejemplo, pero puede que sí para otro reto futuro similar a este (esperemos que con muchas menos muertes detrás).

Nuestra Salud y la de todos, pasada, futura y presente, necesita de líderes formados que sepan de la importancia de emitir, en el momento adecuado y con las estrategias adecuadas, la Comunicación Healthcare.

No nos quedemos detrás de una mesa esperando la oportunidad.

Eduardo Zorrilla

Laura Sabio

Responsable de Digital Marketing Strategist en ENELife agencia perteneciente a AEAPS

Secured By miniOrange